06 diciembre, 2007

Identificación y economía del link: el intervencionismo de Google

¿Han notado, amables contertulios, que de un tiempo a esta parte y si no me equivoco Blogger ya no permite hacer comentarios poniendo a mano un nick y una dirección, sino que sólo ofrece las alternativas de
a) o bien usar una cuenta Google o bien

b) ser Nadie?
Frente a identificarse como usuario Google, las opciones son firmar "Anónimo" o poner un nick sin URL, lo que, en este ecosistema que nos reúne, es lo mismo que nada.

Eso significa que, si alguno de ustedes tuviera la gentileza de comentar aquí, debe hacerlo asumiendo una identidad Google.

Aquellos de ustedes que no usan Blogger, entonces, o dejan comentarios sin enlace (y todos sabemos que este ecosistema funciona en base al enlazado) o se sacan una cuenta Google.

No me gusta. Hay algo llamemoslé orwelliano en eso...

15 comentarios:

Ramiro dijo...

ojala fuese orwelliano, en cuyo caso sería un hermano. Pero acá tiene más onda de ser uno que nos tiene de hijos a todos...

La Luc dijo...

A mí tampoco me gusta, pero se puede burlar la guardia poniendo el enlace en el comentario. Digo, para los que no tienen cuenta en blogger.

No sé: Se puede?

a ver...

http://laresacada.blogspot.com

inx dijo...

Nos están rodeando la manzana, esos gusanos.

Fodor Lobson dijo...

Google le sigue los pasos a Microsoft, empiezan a monopolizar demasiado.

Hay que matarlos a todos.

Bué, quizá no tanto.

Pablo dijo...

Hola Ramiro: sí, o por lo menos nos quiere tener de hijos.

Burlémosla, Luc. Capaz que exige un poco más de pericia, pero...

Inx, ¿los gusanos están fuera de la manzana?

¿Y por qué no iban a hacerlo, Fodor?

Abrazos a todos...

Pablo dijo...

Me quedé pensando en la propuesta de Luc para burlar la jugada oligopólica de Google, y se me ocurrió probar que pasa si ponemos un tag a href en el campo "alias". Ahí va...

Pablo dijo...

No funca. No lo interpreta como HTML. Garcas...

Luc, la de Resacas dijo...

Bueno, se puede copiar y pegar, si hay interés.

Lo que a mí me asombra un poco es que siempre despotriquemos por pavadas.

Blogger es un servicio gratuito, por lo tanto habría que tomarlo como viene y sacarle el provecho que se pueda, y también inventar alguna triquiñuela si nos parece útil. Me acuerdo hace unos años cuando apareció la barrita de propaganda, el kilombo que armaron.

Los verdaderos garcas no son estos. Los monopolios no son estos. Son las empresas de servicios que nos abrochan mes a mes y nosotros pagamos sin chistar ni defender los intereses.

No sé, me parece que a Juan Blogger todavía hay mucho por agradecerle. Tenemos hosting gratuito (cada día más amplio), hacemos uso y abuso de los blogs.
Con gmail pasa lo mismo.
¿Qué tenemos que aguantarnos propagandas y decisiones arbitrarias? Claro, y me parece justo.

Dentro de lo que hay, el espíritu libertario de internet no se altera demasiado. Aquí todavía pueden hacerse cosas.
No es para tanto, creo.

Luc, la misma de antes dijo...

Y siguiendo con el tema monopolios y garcas: el otro día anduve en un ciber y tanto en Catedral de Hormigas como Zona Tomada, como en Resacas en IE, se descajetan los divs y se caga la codificación de caracteres.

Por suerte, siempre nos quedará Firefox. Sin embargo, en los cibers no se enteran. Ahí si que hay que hacer campaña.
Microsoft es lo peor que existe.

Pablo dijo...

Camarada Luc: ha amanecido usted combativa y su espíritu de barricada es un vendaval que espabila nuestro adormecido ánimo libertario y nos señala el justo norte de nuestra acción. Lo fundamental es no equivocar el enemigo. Se agradece.

Asumimos de buen grado su moción respecto de la necesidad e importancia de realizar actividades de agitación y propaganda en los ciber cafés, donde, sin dudas, habita el Nuevo Sujeto de la Revolución. Una buena manera es andar con una versión portable de Firefox en ese nuevo instrumento de liberación que se llama llave USB (no le digamos "key", por favor).

Pero disculpeme si disiento en que "estos" no son los "verdadedros" monopolios. Google es "uno" de ellos y las empresas de servicios también hacen, cada tanto, como que regalan cosas, para mejor apropiarse de otras. Google no es diferente en ese aspecto y, reitero, no veo por qué habría que pedirle que lo fuera.

En todo caso, siempre la imaginación del pueblo ha sabido reapropiarse de las estratagemas del capital para expresar valores y reivindicaciones contrahegemónicos, en eso estoy plenamente de acuerdo con usted. Y aquí nos vé, intentándolo.

Pavada más, pavada menos, qué le hace una mancha más al tigre...

Rosa Luxemburgo de acá al lado dijo...

La cosa (mi motivación momentánea) es más o menos así. Hace unos 6 años que vengo usando los servicios de blogger y hace ese tiempo que vengo preguntándome por dónde, cuándo, cómo nos van a abrochar. Hago backaps, tengo un muleto en wordpress. todo por las dudas, todo por desconfianza, todo porque no soy ingenua y sé que nadie te regala nada.
Resulta que hasta ahora blogger lo único que hizo fue optimizar su servicio brindando mejoras. Yo no sé si recordás lo que era al comienzo, antes de que apareciera wordpress. era caótico, era incompleto, era precario.
Hoy tiene un sistema mejorado para que cualquiera pueda cambiar el template a gusto con dos o tres clicks, tiene categorización temática, tiene hosting de imágenes y videos.
cualquiera puede tener su blog en dos minutos.
a mí me parece maravilloso.
Es cierto. Google es monopólico. pero hay opciones. Podés usar otros buscadores.
Gmail se mete en tu intimidad. No es casual que las propagandas que aparecen en tu casilla estén relacionadas con lo escrito en los mails. Y los spam que recibís.

Sí, sí, todo esto es horrible, pero es lo que tenemos y de todas las formas de control que existen, en última instancia a esta la estamos eligiendo.

O nos queda el correo postal, pago, deficiente y no apto para ansiosos.

Bueno, eso. Me voy a pintar así olvido que me espían, monopolizan y dominan.

besos

mara dijo...

otra es dejar los ácidos, pero ¿quién querría?
en otro orden: son oligopolios, que es lo mismo pero con coartada: se pueden fingir demócratas de mercado, y atacar a los no demócratas de mercado (los que no quieren dejar que les metan el dedo, por la razón que fuere).

Pablo dijo...

A mí, lo que no deja de impactarme es el despliegue de energía que una "pavada" ha suscitado.

Ese "fingir" que señalás, Mara, me parece interesante. Me hace acordar de uno que hablaba también de "coartadas" al analizar el uso, en una tapa de Paris Match, de una fotografía de un orgulloso soldado negro del ejército francés como negación del colonialismo.

Y me permito una precisión: yo no hablé de dominación, hablé de hegemonía. Chapuceramente, pero hegemonía.

También me gustaría enfatizar que todo lo que dice Luc respecto de las bondades de Google/Blogger es cierto.

Tomemos el caso MS: aunque parece que es más frecuente o fácil criticar cuando se trata de MS, también se puede leer a MS como un innovador que da a los usuarios lo que los usuarios necesitan (pero de eso se ocupan normalmente sus empleados, así que, de eso, me siento relevado).

Con Google pasa lo mismo (o con Coca Cola, o con Disney y el Pato Donald, o con la panadería de mi tío Tomás): se puede leer a favor y en contra y, para ambas lecturas, la misma "cosa" (digo así por abreviar), dá material.

Si no fueran fenómenos contradictorios, todo sería más fácil.

incomunidade dijo...

en el 2006 hay salido un libro de Barbara Cassin titulado "google-moi". dice todo

Pablo dijo...

Gracias por la recomendación, Incomunidade. Saludos